Comunicados

Todo lo que necesitas saber sobre los créditos rápidos

Gracias a Internet es más fácil acceder a préstamos con las mejores condiciones

A nadie le sorprenderá escuchar que cada vez es más difícil acceder a los créditos de los bancos, entre otros motivos porque se han endurecido los requisitos para la concesión de los mismos. El miedo a los impagos, el aumento del número de morosos, el desempleo, etc. son algunas de las razones que explican este hecho. Sin embargo, todavía son muchas las personas que necesitan pedir un préstamo por el motivo que sea y que gracias a páginas web como https://www.topcreditos.es/ ven que es posible acceder a todo tipo de préstamos rápidos con los que poder hacer frente a esos imprevistos que todos hemos tenido alguna vez. De hecho, este nuevo panorama económico ha propiciado la aparición de productos financieros que hasta ahora no existían y que sirven para dar una respuesta a cada vez más número de personas. Un nuevo panorama económico en el que los bancos y los prestamistas dejan de tener tanto poder y donde la amplia variedad de entidades financieras junto con el auge de Internet hacen posible que podamos acceder a créditos inmediatos con los que solucionar nuestros problemas de liquidez.

¿Qué características tienen estos préstamos?

De manera general, y a diferencia de los créditos bancarios a los que estamos acostumbrados, este tipo de préstamos se caracterizan por ser productos financieros pensados para hacer frente a una necesidad puntual. Además, una de sus principales características es la rapidez a la hora de obtenerlos, entre otros motivos por el hecho de que su solicitud se hará a través de Internet y no será necesario aportar tanta información ni rellenar tantos formularios como ocurre en el caso de los créditos de las entidades bancarias.

A modo de resumen, las características más importantes de estos créditos son:

  • Se solicitan online: todo el proceso es a través de Internet lo que supondrá un ahorro de tiempo y de dinero en desplazamientos. Además, el sistema para solicitarlos es muy sencillo y simplemente tendremos que cumplimentar un formulario básico con el que sabremos si se nos concede o no el crédito.
  • Son préstamos rápidos: como hemos mencionado antes, este tipo de créditos están pensados para dar respuesta a un problema económico puntual por lo que en la mayoría de los casos tendremos nuestro dinero en un plazo inferior a 24 horas.
  • El plazo de devolución es corto: relacionado con el punto anterior, los plazos que nos encontramos para devolver estos créditos suelen ser de un máximo de 30 días, encontrando algunos casos donde se podrá alargar hasta las 26 semanas. Será importante que sepamos qué plazo de devolución tenemos a la hora de pedir un préstamos.
  • Sin requisitos mínimos: a diferencia de las entidades bancarias, a la hora de solicitar este tipo de préstamos no necesitaremos cumplir ningún requisito mínimo ni tendremos que contar con un aval. Simplemente deberemos ser mayores de edad y tener una cuenta bancaria a nuestro nombre donde poder realizar el ingreso.
  • Total transparencia: tanto en las condiciones del préstamo que solicitamos como en lo que respecta a los plazos de devolución y a los intereses del mismo. Desde el primer momento tendremos a nuestra disposición toda la información necesaria y sabremos antes de pedir nuestro préstamo cuál será la cantidad total que tendremos que pagar por el mismo, intereses incluidos.

¿Dónde puedo pedir este tipo de créditos rápidos?

Como ya hemos comentado, gracias a Internet podemos tener acceso a este tipo de préstamos, sin embargo, debido a la gran variedad de opciones que nos encontramos, a veces es difícil saber cuál es la opción que mejor se adapta a nosotros. En ese sentido, es bastante interesante contar con una página web donde podamos ver un análisis y una comparación de los diferentes créditos que tenemos a nuestra disposición ya que así tendremos una visión general de lo que nos ofrece cada uno. De hecho, podremos ver las diferentes condiciones de los préstamos así como las cantidades máximas que nos ofrece cada entidad. Sin olvidarnos, claro está, de si podremos solicitar o no un préstamo si estamos incluidos en alguna lista de morosos, como la famosa ASNEF.

Consejos para pedir un préstamo rápido

Finalmente, no podíamos dejar de dar una serie de consejos que sin duda nos serán muy útiles a la hora de pedir un crédito de este tipo.

  • ¿Necesitas realmente el préstamo? Esa será la primera pregunta que deberás hacerte.
  • Compara entre los diferentes préstamos; así sabrás cuáles son las opciones a tu disposición.
  • Es importante que te asegures de que puedes devolver el crédito en la fecha establecida.
  • Por último, valora otras opciones, como por ejemplo, las tarjetas de crédito con las que también podrás conseguir un margen para realizar los pagos.
 
Haz click para comentar
Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

ÚLTIMAS NOTICIAS

To Top