España

Dos años y medio de prisión para el Chicle por narcotráfico

Esta sentencia fue confirmada por el Tribunal Supremo el pasado mes de junio y ahora ordena la ejecución de dicha sentencia al asesino confeso de Diana Quer, a quien se le vigila durante las 24 horas del día y se le aplicó el protocolo de antisuicidio.

El Tribunal Supremo desestimó el recurso de José Enrique Abuín Gey alias El Chicle con el que buscaba evadirse de la pena de dos años y medio de prisión por narcotráfico y ordenó que el imputado por el caso Quer cumpliera con esa pena. Según confirmaron fuentes policiales a EFE, se ha ordenado la ejecución de la sentencia que le condena por tráfico de drogas, con inhabilitación especial para el derecho del sufragio pasivo por dos años y medio que dura la condena y una multa de 300.000 euros y responsabilidad subsidiaria de 7 meses.

El presunto asesino de Diana Quer fue trasladado la semana pasada has la A Lama en Pontevedra desde la prisión de Teixeiro, por el supuesto riesgo para su integridad por amenazas de otros presos ligados al narcotráfico que le acusaban de chivato y se le aplicó la consideración de interno preventivo, que se mantiene el tiempo necesario y se la habilitaron medidas especiales en una celda de cristal, como el protocolo antisuicidio y la vigilancia durante las 24 horas.

Por otra parte el Chicle además está imputado por la comisión de los supuestos delitos de asesinato o de homicidio, detención ilegal y contra la libertad sexual, por lo que lo mantienen aislado de otros internos y en una celda que tiene un cristal para vigilarlo. Puede salir el patio solo igual aislado en el tiempo que le corresponde.

En cuanto al cambio de cárcel la misma se produjo durante la semana pasada con el fin de alejar a Abuin de otros presos que forman parte de su antiguo clan conocido de Os Fanchos, que está relacionado con el delito del narcotráfico.

 
Haz click para comentar
Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

ÚLTIMAS NOTICIAS

To Top